Jueves, 23 de marzo de 2017

Síguenos en:


18may

Investigadores del IUCA, INA, I3A, BIFI, IA2 y de la Facultad de Educación participan en 7 proyectos transfronterizos de España, Francia y Andorra


  • Compártelo en Digg
  • Añádelo a del.icio.us
  • Menéalo
  • Facebook
  • Twitter
  • Envíalo por correo electrónico

Europa ha vuelto a “premiar” a la Universidad de Zaragoza con un millón de euros para el desarrollo de siete proyectos europeos, esta vez, de carácter transfronterizo con España, Francia y Andorra. Investigadores del IUCA, INA, I3A, BIFI, IA2 y de la Facultad de Educación participarán en consorcios con expertos de ambos lados de los Pirineos para trabajar en iniciativas que ayuden a mejorar la calidad de vida de las poblaciones, potencien su actividad económica, de innovación y de capital humano y revaloricen el territorio, el patrimonio natural y cultural dentro de una estrategia sostenible e integradora.

En concreto, los proyectos de investigación concedidos por Europa permitirán desde hacer unseguimiento del cambio climático en los Pirineos; conocer la evolución y tendencias del clima en las montañas pirenaicas; construir un destino turístico único en el corazón de los Pirineos (Portalet); mejorar la competitividad de las empresas vitivinícolas con innovación en variedades de vid minoritarias del Piedemonte pirenaico; diseñar nuevas herramientas bioinformáticas que ayuden a interpretar mutaciones genéticas identificadas en el cribado neonatal; establecer nuevas formulaciones de plástico con antioxidantes naturales para aumentar la conservación de los alimentos; crear materiales avanzados con nanotecnología a partir del residuo de botellas plásticas de leche que permita un reciclado de cero residuos.

Estos proyectos se enmarcan dentro de Programa de Cooperación Territorial España-Francia-Andorra (Poctefa) de INTERREG de la Unión Europea, destinado a reforzar la integración económica y social de esta zona. En la primera convocatoria Poctefa 2014-2020 se han aprobado 58 proyectos de los 122 presentados con una financiación global Feder de 71 millones de euros. Ente los trabajos designados se encuentran los siete de la Universidad de Zaragoza, por los que percibirá de forma directa un millón de euros. “Sin duda alguna, se trata de un nuevo espaldarazo de Europa a la alta calidad de los proyectos europeos de investigación presentados por nuestros investigadores, a pesar del gran nivel de competitividad al que se enfrentan”, ha destacado el vicerrector de Política Científica, Luis Miguel García Vinuesa.

Siete proyectos transfronterizos

Proyecto CLIM´PY.
José Maria Cuadrat (IUCA). Conocer la evolución y tendencias del clima del Pirineo en el contexto del cambio global con acciones prioritarias: creación de una amplia base de datos de temperatura, precipitación y nieve, homogeneizada y con control de calidad; desarrollo de indicadores climáticos que permitan realizar un diagnóstico completo de las tendencias observadas, actualizables en el marco del OPCC; analizar la distribución del manto de nieve y su variabilidad espacio-temporal; y generar proyecciones climáticas regionalizadas para la puesta en funcionamiento de políticas de adaptación al cambio climático. Está coordinado por la Universidad de Zaragoza (José M. Cuadrat, del IUCA), con participación de AEMET, Meteo-France, Instituto Pirenaico de Ecología, Université Paul Sabatier, Servei Meteorològic de Cataluny! a y CENMA de Andorra.

Proyecto INTURPYR. Carmen Elboj. Facultad de Educación. Se inscribe en la estrategia turística de la AECT Espacio Portalet. Busca la construcción de un destino transfronterizo único en el corazón de los Pirineos, que estructure y responda a las necesidades turísticas del territorio. La primera experiencia turística conllevó la construcción de la primera Oficina de Turismo transfronterizo en los Pirineos. La innovación de este proyecto reside en la creación de una agrupación profesional única y de un centro de investigación, de innovación turística apoyado por los profesionales del turismo, así como en la construcción de una oferta única dirigida bajo una estrategia compartida de desarrollo turístico que se materializará en productos turísticos transfronterizos innovadores que garantizará la sostenibilidad del proyecto.

Proyecto VALOVITIS. Ricardo López (IA2). Mejorar la competitividad de las empresas vitivinícolas de la zona mediante la innovación con variedades de vid minoritarias del Piedemonte pirenaico. El proyecto identificará de manera exhaustiva todos los recursos genéticos de vid del territorio aragonés y del sur de Francia. La evaluación del potencial tecnológico y aromático de estas variedades minoritarias se realizará en el Laboratorio de Análisis del Aroma y Enología, integrado en el IA2, con las herramientas analíticas y sensoriales que el grupo lleva desarrollando desde hace 25 años. Las variedades innovadoras darán una ventaja a las empresas aragonesas que permitirá mejorar su competitividad. En el consorcio participan el Laboratorio de Análisis del Aroma y Enología de la Universidad de Zaragoza, del Instituto Francés de la Vi! d y del Vino y de la unidad de Fruticultura del Centro de Investigación y Tecnología Agroalimentaria de Aragón. También participan siete asociaciones y bodegas españolas y francesas.

Proyecto OPCC-2. José María Cuadrat (IUCA). El Observatorio Pirenaico tiene como objetivo realizar un seguimiento del cambio climático en los Pirineos para ayudar al territorio a adaptarse a sus efectos. Su visión es ser la plataforma de referencia sobre conocimiento en adaptación al cambio climático en ecosistemas de montaña. La Comunidad de Trabajo de los Pirineos lidera el proyecto, que cuenta con seis socios estratégicos de ambos lados de la frontera: Universidad de Zaragoza, climatología; el Instituto Pirenaico de Ecología del CSIC, los ecosistemas de turberas y lagos de alta montaña; Forespir, bosques; el Observatorio Botánico de los Pirineos, flora; y la estación experimental Aula Dei el eje temático de recursos hídricos.

Proyecto PIREPRED. Javier Sancho (BIFI). Reúne a centros de investigación y hospitales españoles y franceses para ayudar a resolver con nuevas herramientas bioinformáticas las dificultades en la interpretación de mutaciones genéticas identificadas en el cribado neonatal. El apoyo que supone el uso de estas herramientas de interpretación avanzada aportadas por los grupos de investigación a los hospitales, permitirá mejorar y equilibrar la gestión de los programas de cribado en los distintos territorios.

Proyecto FOODYPLAST. Cristina Nerín (I3A). Proponer nuevas formulaciones de plástico con antioxidantes naturales que mejorarán la conservación de los alimentos luchando contra el deterioro alimentario y la pérdida de alimentos. Permitirá mucha mejor eficiencia de la Industria Agroalimentaria (IA2). Por otra parte, el proyecto incluye el reciclaje de los envases alimentarios en envases alimentarios, desarrollando una tecnología de selección de plásticos muy innovadora y que tiene gran potencial. Esta parte del proyecto contribuirá a disminuir los residuos y por tanto, luchará contra el calentamiento climático.

Proyecto REVALPET. Silvia Irusta (INA). Recientemente han salido al mercado unas nuevas botellas plásticas para la leche. Una vez usadas, su combinación con los residuos provenientes de las botellas de agua es problemático ya que el material resultante no es reciclable. Una red de industriales y grupos de I+D a ambos lados de la frontera pondrán en común competencias relacionadas con materiales avanzados y nanotecnología para desarrollar materiales innovadores a partir del residuo de estas nuevas botellas. Se propone la fabricación de materiales comercializables con altas prestaciones mecánicas, para contribuir al objetivo “cero residuo” en este territorio.