Viernes, 24 de marzo de 2017

Síguenos en:


22feb

El ICMA y el ISQCH organizan la actividad “De copas con la ciencia”


  • Compártelo en Digg
  • Añádelo a del.icio.us
  • Menéalo
  • Facebook
  • Twitter
  • Envíalo por correo electrónico

De copas con ciencia es una iniciativa de los institutos de investigación, ISQCH (Instituto de Síntesis Química y Catálisis Homogénea) e ICMA (Instituto de Ciencia de Materiales de Aragón) ambos centros mixtos CSIC – Universidad de Zaragoza, que pretende saciar la curiosidad científica de la población en general de un modo distendido, ameno y divertido en el tiempo de ocio. Para ello se va a desarrollar esta actividad cuyo objetivo es llevar la ciencia a los bares utilizando un formato de monólogo científico dirigido a toda la población con curiosidad científica desde estudiantes de instituto hasta personas ya retiradas y sin formación específica en ciencias.

La siguiente sesión, con entrada libre, tendrá lugar el próximo 25 de febrero a las 20:00 horas en el sótano mágico, calle San Pablo 43, Zaragoza (http://elsotanomagico.com/) y se repetirá de forma periódica los últimos jueves de cada mes. Durante estas sesiones se hablará de temas relacionados con la química y la ciencia de materiales como la nanotecnología, superconductividad, el medioambiente, el mundo de los cristales, el espacio etc.

La próxima sesión incluirá:
- “¿Por qué las luciérnagas no necesitan Tinder?”Fernando Gomollón (ISQCH)
Existe un fenómeno químico que vemos casi todos los días y, sin embargo, pocas veces nos paramos a pensar cómo sucede. Se llama luminiscencia y podemos verlo en el garaje, en los semáforos, en las discotecas… Vamos a descubrir un poquito más sobre él y a hacer algún experimento con cosas que podremos encontrar en cualquier bar.

Fernando Gomollón es (casi) doctor en Química Orgánica. Estudió en las Universidades de Zaragoza y Pierre et Marie Curie de París y actualmente está terminando su tesis doctoral en el ISQCH, un centro mixto CSIC-UZ. Trabaja en el desarrollo de nuevos fungicidas basados en azúcares para tratar enfermedades como la aspergilosis y la candidiasis. Además, divulga la ciencia en prensa, radio y varios medios online.

-“50 años después, un viaje alucinante no tripulado al interior del cuerpo. (Perspectivas de la Nanomedicina)”. Ángel Millán (ICMA)
Hace 50 años del estreno de la película “un viaje alucinante” que narraba el viaje de 5 personas en un submarino nuclear por las arterias de un enfermo para curarlo. “La tecnología” utilizada se basaba en miniaturizar cualquier cosa. Con una tecnología un tanto diferente la nanomedicina se enfrenta actualmente al mismo reto.

Ángel Millán es licenciado en químicas por la Universidad de Zaragoza y doctor por la Universidad de las Islas Baleares en 1990. Su investigación se ha desarrollado en Mallorca, Londres, Checoslovaquia, Holanda, Bélgica, Francia, Barcelona y Zaragoza (ICMA), en temas tan dispares como los cálculos renales, las emulsiones fotográficas, refrigeradores de amoniaco, semiconductores, nanomagnetismo y finalmente nanobiomedicina.

Tanto el ISQCH como el ICMA son dos Centros de Investigación de referencia a nivel internacional. El ISQCH centra su labor en la investigación básica y aplicada en temas relacionados con la preparación de nuevos compuestos con aplicaciones en el campo de la salud (fármacos, anticancerígenos, trazadores, etc.), o de la agroquímica (fertilizantes, estabilizadores alimenticios, glucomiméticos), así como en el diseño de nuevos catalizadores industriales concebidos para reducir los requerimientos energéticos de determinados procesos químicos o adecuados para la producción selectiva de productos químicos sin la incómoda presencia de subproductos contaminantes; es en esta área específica de la Catálisis en la que el ISQCH presenta un extraordinario potencial. A su vez, el Instituto de Ciencia de Materiales de Aragón investiga a primer nivel en numerosas áreas científicas como materiales moleculares y poliméricos (cristales líquidos, imanes moleculares, metales sintéticos, celdas solares, etc…), nano-fotónica y plasmónica del grafeno; materiales para aplicaciones en medio ambiente y energía (cerámicos, superconductores, termoeléctricos, etc.); materiales para aplicaciones biomédicas, nanomateriales y materiales para computación cuántica, etcétera. Las metodologías empleadas en las que el ICMA cuenta con un reconocimiento internacional incluyen la física de materiales a muy bajas temperaturas, tecnologías para procesado de materiales con LASER, técnicas de dispersión para el estudio de los materiales y el desarrollo propio de instrumentación científica avanzada, entre otras.